lunes, junio 25, 2007

¿Quién dijo que las matemáticas no son divertidas?

¡Madre. qué dura es la realidad después de cinco días en la playa! Menos mal que me he encontrado estas bombonas de oxígeno en el correo:






¡Gracias Bea!

Technorati Tags: ,

1 comentario:

  1. Bueno chuso, muy bueno. Aun me duele la mandíbula.

    Que cabrones!!!!!

    ResponderEliminar